Afortunadamente hay algunos indicadores que nos dan esperanzas para vislumbrar una tímida involución de la pandemia...  si bien los casos activos siguen siendo elevados en nuestra comunidad, en los hospitales se registran diariamente menos ingresos en planta y en UCI por COVID-19 y la presión asistencial también se ha aliviado en Atención Primaria. No significa que debamos bajar la guardia ni que la pandemia haya retrocedido, pero se ve la luz...

Si la tendencia sigue, continuaremos recuperando espacios ahora cedidos al nuevo coronavirus y retornaremos a una ansiada situación de normalidad.

Mirando atrás, el esfuerzo ha sido y sigue siendo titánico y los profesionales habéis sido los verdaderos artífices en la convulsión de todo el sistema sanitario para dar una ágil y memorable respuesta.

Aun queda camino por recorrer pero empezamos un alentador descenso.

GRACIAS

Alberto Lafuente. Director del Área de Salud de La Rioja