Acné: prevención y tratamiento

El acné es una enfermedad y, como tal, su tratamiento debe ser encomendado a un especialista. Las automedicaciones derivadas de los consejos de amigos o los tratamientos suministrados a la cosmética milagrosa no sólo no sirven para mejorar la evolución del acné sino que, incluso, pueden convertir en grave una afección generalmente leve.

acneLa Academia Española de Dermatología (AEDV), organismo que agrupa a la gran mayoría de profesionales de la dermatología, ha advertido que las enfermedades que afectan al aspecto físico tienen, además de sus síntomas propios, consecuencias en la autoestima y la capacidad de relación social de los pacientes. Es el caso del acné, que además suele coincidir con la adolescencia, una etapa en la que las frustraciones y rechazos alcanzan un dramatismo desproporcionado.

El acné consiste en la inflamación del folículo pilosebáceo de la cara y del tronco. Afecta al 80 por ciento de la población joven, con una mayor incidencia entre los 15 y los 19 años. Sin embargo, únicamente el 20 por ciento de los afectados demanda una atención médica que contribuya decisivamente a resolver satisfactoriamente el problema.

La Academia Española de Dermatología recomienda

  • Limpiar la cara dos veces al día.
  • Los productos de tratamiento deben aplicarse de forma tópica después del lavado.
  • Evitar frotar la zona al secar.
  • No asustarse si aparece una ligera irritación.
  • Aunque los alimentos no son la causa del acné, no se debe abusar de: cerdo, grasas, bollería, mariscos y alcohol. Alimentos con chocolate o derivados del alcohol. Frutos secos. Quesos fuertes.
  • Evitar el contacto del pelo con la piel de la cara. No se recomienda llevar melenas largas ni flequillo.
  • Evitar el uso de cosméticos que contengan aceites o grasas en su composición.
  • Evitar los fotoprotectores grasos previos a la exposición solar. Es recomendable pedir consejo al dermatólogo sobre el fotoprotector idóneo.
  • No tocar los granos ya que suele ser una de las causas frecuentes de complicaciones.
  • Tener paciencia. El acné es una dolencia que, incluso con tratamientos, tarda mínimo tres meses en curarse.
  • Evitar el estrés. Para ello, es importante dormir ocho horas diarias.
  • Practicar deporte, sobre todo al aire libre.
  • No compartir los tratamientos. Cada enfermedad es diferente.
  • No tratar las cicatrices mientras las lesiones estén activas.
Gobierno de La RiojaFundación Hospital CalahorraCentro de Investigación Biomédica de La Rioja (CIBIR)Oficina de Información sobre DrogasBanco de Sangre de La RiojaFundación Rioja Salud